Tu Hogar

5 tips para elegir el roomie indicado

Dejar la casa de tus papás no es un paso sencillo, a veces ni siquiera te imaginas los gastos que implica, pero si ya conseguiste trabajo y quieres estar lo más cerca posible de sueño, vivir con un roomie es una opción.

Compartir te resuelve el problema de los gastos que, por el momento, no podrás cubrir solo, sin embargo, también tienes que tomar en cuenta que la convivencia no es tan sencilla. Tener las reglas establecidas desde el principio es lo mejor, siempre debes buscar a un roomie que sea lo más parecido a ti, independientemente de poner las reglas claras.

Lo más importante sea tener el mayor número de afinidades con la persona con la que vives, así que se recomienda que quienes buscan un compañero pongan lo que más puedan sobre ellos, por ejemplo, si son vegetarianos, si les gustan las fiestas…con el objetivo de que encuentres a tu compañero ideal.

Dedica tiempo a valorar candidatos

Llega una edad a la que todos quieren independizarse así que, seguro que no te faltarán opciones entre las que elegir. No te dejes llevar por sentimientos profundos de amistad y valora las cosas fríamente. Irte a vivir con un amigo parece una idea fantástica pero si no tienes unos criterios de convivencia similares, el proyecto puede hacer aguas.

Asegúrate de que tu roomie tenga solvencia económica

Esto es muy importante porque las cuentas no se pagan solas. Si la persona con la que compartes departamento no gana suficiente dinero puede que empiece a fallar con su parte del alquiler y eso, significa problemas.

Busca una casa cómoda 

Tiene que gustarle a las personas que vivan ahí y cumplir con los mínimos que considere cada inquilino del departamento. Por supuesto, deberá contar con espacios privados y zonas comunes.

Establece unas normas de convivencia

Aunque no te guste y creas que eso sobra entre adultos, conviene marcar ciertos límites, sobre todo en relación a la limpieza del departamento. Puedes hacer un esquema repartiendo las tareas de la casa e incluso, los horarios de uso de los espacios comunes. La clave siempre es el respeto mutuo pero tener claro de antemano lo que se puede y no se puede hacer, ahorrará enfados y malos entendidos.

Intenta tener una buena relación desde el principio

La convivencia es como todo, cuanto mayor sea la confianza y mejor trato tengas, más fácil será la experiencia de compartir casa. No hace falta que se hagan amigos del alma, basta con que ambos estén comprometidos con que la rutina diaria se lleve lo mejor posible. Una buena práctica puede ser reservar un rato a la semana para hacer algo juntos, hablar o comentar algún asunto relacionado con el departamento.

Click to comment

Tu Hogar México es el portal #1 especializado en Desarrollos Inmobiliarios con más de 10 años de experiencia promocionando proyectos inmobiliarios en toda la República Mexicana.

Nuestro propósito es dar el mejor servicio de venta de inmuebles en México, acercando con calidad y confianza a desarrolladores y compradores, generando satisfacción total en nuestros clientes.

Derechos Reservados © 2016 Tu Hogar México

To Top